Bankia: música sin letra

José Ignacio Goirigolzarri acaba de cumplir su cuarto aniversario como presidente de Bankia y resulta oportuno repasar su trayectoria por lo que supone para todos. El valor simbólico de esta entidad financiera, que fue rescatada, ha sido muy relevante durante los últimos años y ha supuesto un hándicap para la dirección, más allá de qué parte de la ayuda concedida devuelvan al final.

JRI 16-05-2016 ABCUn análisis de sus cuentas de resultados basta para concluir que Bankia ha sufrido una transformación sin precedentes, siendo hoy una de las instituciones financieras líderes en rentabilidad, solvencia y eficiencia. Ha sido capaz de cumplir con el plan de reestructuración impuesto por Bruselas y conseguir los objetivos de su primer plan estratégico. Evidentemente no está todo hecho, ya que ahora le corresponde planificar la devolución de las ayudas públicas en un entorno complejo para el conjunto del sector.

El Frob tiene un 64% del capital del que se tiene que desprender antes de final del 2017. Sobre la mesa está la posibilidad de que se concrete una fusión con la otra entidad participada por el fondo, BMN. A priori no suena mal pero a esa música aún hay que ponerle letra. Quizá lo mejor sea darle algo más de tiempo, ya que cualquier mejora en la foto actual multiplica las posibles soluciones. Sea cual sea el camino que emprenda el banco, no tardará mucho en solucionarse.

Ahora bien, quizá lo más importante no sea lo que el señor Goirigolzarri ha sido capaz de hacer con los números de esta compañía, sino el espíritu impregnado a todo el proceso y todo lo que representa. Sacar adelante semejante empresa es de un mérito enorme cuyas consecuencias no se limitan a la propia institución, ni siquiera a nuestro sistema financiero: es mucho más. Representa el mejor símbolo de que los españoles no hemos desaprovechado esta crisis. Por la parte que corresponde, muchas gracias don José Ignacio.

Artículo publicado en ABC.

José Ramón Iturriaga
Últimas entradas de José Ramón Iturriaga (ver todo)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.